Sopa de lasagna
Alimentación

Sopa de lasagna

Ver la cara de placer y sorpresa de alguien ante algo que uno ha hecho, no tiene precio. Con la receta que hoy les traigo, logré sacarle por primera vez una sonrisa a mi familia con una comida preparada en casa solo por mí. Aunque no parezca una “receta para novatos”, lo es y les va a encantar. Esta lasaña vegetariana, es apta también para carnívoros. A todos les gusta por igual.

Cuando vi la foto de la Sopa de lasaña, pensé: “¡se van a morir!”. El problema es que a la hora de venderles la idea no les mostré la foto; únicamente les di el nombre del plato el cual no les llamó para nada la atención. Además, veníamos de un fracasado intento de fettuccine primavera y unos tacos bastante flojos. A pesar de la falta de entusiasmo, me lancé a preparar mi cuarta receta con la convicción de que una madre conoce a sus hijos mejor que nadie. No me equivoqué.

Esta lasaña es mucho más suelta, jugosa y ligera que una lasaña de molde. Se sale de lo común y todos quedan felices. Preparar esta receta me dió un poco más de confianza y, a partir de acá, empecé a cogerle gusto a la cocina. Y creanme: si yo lo pude hacer… cualquiera puede.

INGREDIENTES

2 berenjenas cortada en cubos
1 zucchini amarillo mediano en cubos
1 zucchini verde mediano en cubos
1 cebolla blanca grande picada
1 caja de champiñones frescos en rodajas (preferible portobello)
4 tomates maduros en cubos
4-5 dientes de ajo picados
1/4-1/2 cucharadita de peperoncino (pimienta roja)
24 oz salsa de tomate hecha en casa
8-10 tazas de caldo de verduras (solo el caldo)
2 cucharadas de pasta de tomate (opcional)
2 cucharaditas de vinagre balsámico
1 1/2 cucharaditas de miel
1/2 copa de vino blanco de cocina
1 cucharada de albahaca seca o fresca
1 cucharadita de perejil seco, orégano seco y sal (1 de cada una)
1/2 cucharadita de pimienta
1 hoja de laurel entera
1 caja de pasta pappardelle (o lasagna precocida en trozos)
1/2 taza de crema espesa
1 taza de queso mozzarella rallado
1 taza queso parmesano recién rallado (para adicionar en la mesa)

INSTRUCCIONES

1. Sofreír, en una sartén grande, con aceite de oliva: sal, pimienta, ajo y cebolla. (fuego medio alto)
2. Agregar la berenjena y los champiñones
3. Poco antes de que la berenjena esté lista, agregar zucchini amarillo y verde y sofreír hasta que todo quede “al dente” (firme). No excederse en la cocción para que no se ablanden más de la cuenta.
4. Agregar la salsa de tomate casera, el caldo de verduras, los tomates, la pasta de tomate, el vinagre balsámico, la miel, las especias y el vino.
5. Revolver bien y dejar hervir por 30 segundos, a fuego medio.
6. Agregar la pasta y reducir a fuego lento.
7. Agregar la crema y el caldo, sin dejar de revolver, hasta lograr la consistencia deseada. Recuerda que es una sopa.
8. Cuando la pasta esté al dente (no olvides mirar el tiempo de cocción en la caja) desechar la hoja de laurel y servir en una sopera.
9. Agregar el queso mozzarella antes de servir para que se derrita. Revolver.
10. Servir en platos de sopa y espolvorear queso parmesano por encima.

Espero que les vaya tan bien como a mí, cuando preparen este manjar. Exploren, equivóquense y atrévanse a ensayar. Esta receta es apenas una guía, pues ustedes tienen la olla al frente y saben qué falta y qué no. Ajústenla al gusto de su familia, prueben cosas nuevas.

De esa manera, irán soltando en la cocina y podrán aportarle su toque secreto a cada receta. Así lo hice yo. Este plato era originalmente con carne, pero yo decidí reemplazar la carne molida por zuchinni, berenjena y champiñones y ¡fue increíble! Pierdan el miedo y ¡Manos a la olla!

Paola Turbay

Créditos de la receta y foto: carlsbadcravings.com 

Entradas relacionadas

2 thoughts on “Sopa de lasagna

  1. Jaifa dice:

    Lo máximo estas recetas! Usted es una Wonder Woman! ❤️

  2. Silvia dice:

    Se ve deliciosa! Mañana la intentaremos!!!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *